Basta de escenarios

Por Alejandro Marchionna

El lector distraído creerá que finalmente el “Correo de Lectores” del newsletter de Integra ha reventado con comentarios acerbos y críticos contra la retahíla de escenarios que se han ido planteando desde esta columna.

Y se equivocaría. Los lectores han manifestado por vía verbal o virtual su aprecio por la columna y hasta han confesado cierto morboso placer por intentar anticiparse al título del siguiente escenario.

Pero no. Hoy es el editorialista el que tiene que hacerle un pedido a la actual administración. ¡Basta de escenarios, por favor!!!

La inversión, el crecimiento, la prosperidad, en suma la tranquilidad económica – dorados, verdaderos deseos de todos y todas – tiene un requisito conductual esencial. La previsibilidad.

En la historia argentina el lema “Paz y administración” resuena en los oídos desde la perspectiva de un pasado de hace 134 años… Si en 1880 un presidente asumió en un contexto de grave crisis política y violencia, diez años después el Piloto de Tormentas se hizo cargo de la presidencia con el agravante de una economía deteriorada. Ambos actuaron para llevar tranquilidad y previsibilidad a la acción de los argentinos.

Lo sabemos todos porque lo experimentamos en nuestras familias, en nuestras carreras, en nuestras empresas. El éxito es más duradero si es la suma paciente y silenciosa del éxito de todos y cada uno de los días. Los golpes de timón, las grandes revoluciones sirven para alterar el curso del mundo una vez en la vida pero no pueden ser el signo de los tiempos.

La técnica de escenarios debería ser utilizada para imaginar la realidad en un horizonte de cinco, diez años – y permitirnos a los empresarios construir nuestro futuro y el de nuestras empresas.

Por lo tanto, “Paz y administración” debería ser el pedido del mundo empresario hacia la actual administración – y hacia todas las que la sigan. Pero la probabilidad de que esto ocurra no parece muy buena, por lo que casi con certeza tendremos que seguir aplicando la técnica de escenarios al cuadro de situación de corto plazo.

Sin embargo, de parte del editorialista, acepte el lector la promesa de no imaginar nuevos escenarios por un tiempo. A menos que… ¡sea necesario!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s